lunes, 23 de febrero de 2015

Descontento por un nuevo corte de luz en Santa Elena

Cabreo generalizado”. Con estas dos palabras define el alcalde de Santa Elena, Juan Caminero, la sensación que lo invaden a él y al resto de sus convecinos por el apagón.

El responsable municipal subraya que es la tercera vez que ocurre algo similar en un año. De acuerdo con su testimonio, el corte de luz duró desde las seis menos cuarto de la tarde del sábado hasta, prácticamente, la medianoche. Indica que se vieron afectadas una mil quinientas personas, entre las que se encuentran los residentes en el casco urbano, en el núcleo rural de Miranda del Rey, en Navas de Tolosa (La Carolina) y en las tres áreas de servicio. 
Según relata Caminero, en un primer momento, empresarios llamaron a la empresa suministradora que —asegura— les contestó que era una avería “de poca importancia”, por lo que se esperaba que el retorno a la normalidad fuera rápido. El munícipe santaelenero recalca que el flujo regresó al cabo de un rato “a 125”, por lo que algunos residentes optaron por encender aparatos. “Volvió con mucha fuerza al final, lo que fue un desastre”, dice el político. Él mismo está entre los damificado, ya que el ordenador de su hijo “se quemó”. Las consecuencias, de acuerdo con su testimonio, fueron numerosos electrodomésticos “echados a perder”. Aparte de eso, los empresarios, principalmente los hosteleros, se vieron perjudicados por la pérdida del contenido que había en los arcones congeladores. En opinión de Juan Caminero, hoy, cuando abran todas las instalaciones públicas, puede comprobarse el alcance real de los “destrozos” en aparatos.
Por otro lado, el alcalde subraya el impacto para los negocios y para el pueblo en general, ya que el sábado por la tarde a celebrarse una fiesta de Carnaval. La inesperada incidencia —agrega— ocasionó anulaciones de reservas y, por ejemplo, impidió que la caseta de la celebración abriera a su hora. Pone como ejemplo el hecho de que un conjunto que iba a actuar alrededor de las ocho de la tarde no pudo hacerlo hasta bien entrada la madrugada.
La máxima autoridad santaelenera adelanta que se presentará una denuncia porque ya es la tercera vez que hay un apagón prolongado en un año. “Las otras veces fueron el pasado 30 de diciembre y en el Carnaval de 2014”, especifica. Caminero manifiesta: “Entonces la compañía nos pidió disculpas, pero eso ya no vale. Pienso que lo hay detrás es el deterioro de las instalaciones eléctricas”. El objetivo del Ayuntamiento es que este tipo de situaciones no se den. Por ello, con la reclamación  los responsables muncipales intentan que se tomen medidas para mejorar el mantenimiento y garantizar un servicio de calidad.

El apagón complica la situación a una enferma

Las consecuencias del apagón de Santa Elena no se limitaron solo a los electrodomésticos. Las personas también se resintieron. Este es el caso de Hilaria González, una mujer de setenta y tres años, con un delicado estado de salud que la hace permanecer postrada en una cama. Según explican los familiares, el corte hizo que se desinflara el colchón eléctrico en el que permanece. Además, necesita respiración asistida. “Estuvo a punto de quedarse sin oxígeno. Estamos indignados, porque en diciembre ya pasó algo parecido”, asegura una nuera de la paciente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario