miércoles, 30 de enero de 2019

Tráfico detecta cuatro puntos negros en la red viaria

Diario Jaén 30/01/2019

Preocupación por el repunte de las víctimas registradas en los accidentes en los cascos urbanos.

La definición de “punto negro” es clara: se trata de aquel tramo de calzada de cien metros de longitud en el que se producen tres o más accidentes de circulación con víctimas —al menos un herido leve— durante un año natural. Con esos parámetros, los responsables de la Dirección General de Tráfico elaboran al final de cada ejercicio un informe en el que tratan de identificar esos emplazamientos peligrosos y, de este modo, adoptar las medidas pertinentes de prevención. La Jefatura Provincial de Tráfico localizó cuatro puntos negros en la red de carreteras de Jaén durante 2018. Lo llamativo es que uno de estos tramos especialmente peligroso ya se había detectado en los dos años anteriores, lo que pone de manifiesto que las soluciones adoptadas para eliminarlo fueron infructuosas. En concreto, el “punto negro” que repite está ubicado en el kilómetro 3,5 de la carretera A-316, en la llamada “Glorieta del Clavijo”, en el término municipal de Baeza. En esa zona, Tráfico instaló hace unos meses un radar fijo: “Parece que se está solucionando el problema”, explicó Juan Diego Ramírez, el jefe provincial. Los otros puntos negros son nuevos. En concreto, han sido detectados en el kilómetro 36,3 de la A-44, en la salida de Jaén norte hacia Bailén; en el kilómetro 257 de la A-4, a la altura de Santa Elena; y en el kilómetro 50 de la A-316, en la capital, saliendo hacia Torredelcampo. “Hace unos años, teníamos más de 30 tramos conflictivos. Afortunadamente, ahora son muchos menos”, aclaró.

Este fue uno de los asuntos que se trató en la Comisión Provincial de Tráfico, en la que también se puso sobre la mesa las cifras de siniestralidad vial en la provincia (ver cuadro anexo). Se produjeron más accidentes, si bien se registró un descenso en el número de víctimas mortales: 28 fallecidos frente a las 30 del año anterior. Sí hay preocupación por el incremento registrado en los cascos urbanos.

Octubre negro con seis fallecidos por accidente de tráfico


Hora Jaén, 29 Enero 2019
La subdelegada del Gobierno, Catalina Madueño, he informado, tras la reunión de la Comisión Provincial de Tráfico y Seguridad en la Circulación, sobre los datos de accidentabilidad del último año y ha pedido mayor responsabilidad y prudencia a los conductores y usuarios de las vías públicas. 

La comisión, que se ha reunido esta mañana bajo la presidencia de la subdelegada del Gobierno, está integrada por representantes de distintos organismos de la Administración General del Estado, Junta de Andalucía, Diputación Provincial y Federación Andaluza de Municipios y Provincias, habiendo contado además con la asistencia de los responsables de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil y de la Policía Local de Jaén.


Los informes analizados hoy por la comisión reflejan que el año pasado se contabilizaron un total de 3.474 accidentes de tráfico en la provincia (de ellos 2.097 en vías urbanas), de los cuales 6 fueron mortales en zona urbana y 17 en carretera. El mes de octubre, fue el peor de todo el año con seis fallecidos, cuatro en zona interurbana, en un grave accidente, en la A-401 entre Úbeda y Jódar, donde fallecieron 4 jóvenes de 19 y 20 años, y dos en ciudad.  
Los tres últimos años están siendo especialmente malos en cuanto a siniestralidad en las carreteras. Mientras que hace cuatro años el número de fallecidos se quedó en 21, en los últimos tres años no ha bajado de los 28 e incluso en 2017 se llegó a 30 muertos. Eso sí muy lejos de las cifras de 85 fallecidos en el año 1997.

En cuanto a puntos negros por acumulación de al menos un accidente mortal durante varios años en tramos de menos de cien metros, aparece el kilómetro 50 de la A-316 en la entrada de Torredelcampo, en el kilómetro36,300 de la A-44, en la autovía hacia Bailén en la salida de Jaén norte y en el km 257 de la A-4, en Santa Elena.

Cuarenta años de democracia municipal

Diario Jaén, 28 de Enero de 2019
Un acto conmemorativo de los cuarenta años de ayuntamientos democráticos se ce- lebró, dentro de una iniciativa de la Diputación. Presidido por la alcaldesa, Yolanda Reche, y la diputada de Igualdad, María Eugenia Valdivielso, contó con los máximos responsables municipales de Santa Elena, Juan Caminero, y Vilches, Bartolomé Guijo.














miércoles, 23 de enero de 2019

El celo del lince, el comienzo de una nueva vida

Diario Jaén, 23 Enero 2019

Cuando cae el frío del invierno empieza una época especialmente importante para los linces ibéricos. Entre finales de diciembre y el mes de enero se produce el celo de este felino de motas negras tan arraigado a la provincia jiennense. Esta especie protegida evoluciona positivamente en Jaén gracias al enorme esfuerzos de proyectos como LIFE+Iberlince, con el que aumentó tanto la conservación y proyección del lince que, actualmente, en la provincia, se puede encontrar la mitad de la población mundial de este precioso felino.

Los amantes de este animal pueden disfrutar, en estas fechas, de la posibilidad de ver a alguno de ellos en su hábitat natural, ya que, en la época de celo, son relativamente más visibles. Con sus maullidos fuertes y roncos —lejos de parecerse a los de un gato doméstico— son localizados más fácilmente con unos buenos prismáticos. Este año, el celo comenzó un poco más tarde de lo habitual (ya que el frío se hizo esperar algo más), por lo que el celo está en su máximo apogeo en este momento.


Normalmente, las hembras viven separadas de los machos y su llamamiento sirve para atraerse unos a otros. Tras la cópula, Miguel Ángel Simón, director del proyecto LIFE+Iberlince, apunta que la gestación suele durar 63 días. Esto lleva a que los partos se produzcan entre marzo y abril, en función de si las cópulas fueron a principios o finales de enero. Asimismo, expone que la media de crías que suele tener una hembra ronda las 3, aunque solo sobreviven entre 1 y 2. Eso sí, añade que desde Iberlince observaron casos “extremos” en los que una hembra tuvo hasta 5 cachorros. Los pequeños linces, que nacen completamente ciegos, tardan entre 30 y 40 días en salir de la madriguera del parto para hacer vida. Antes de esta época, Simón explica que las crías no salen mucho, ya que son muy pequeñas y el exterior puedes ser peligroso para ellas. “A partir de esto, comienza una nueva vida. Este es un momento increíblemente importante para la biología de una especie”, asegura. Según los datos recogidos por Iberlince, los linces ibéricos suelen ser sexualmente adultos cuando llegan a partir de los tres años, aunque se han dado casos en los que hembras de 2 años se quedaron preñadas. Además, también observaron que otras, con solo un año, ya tuvieron un embarazo.


La Sierra de Andújar es la cuna histórica de esta especie y, además, en ella empezó todo el proyecto de conservación de la especie. “En el año 2002, los linces que había en Andújar tenían mayor variabilidad genética que los de Doñana, es decir, que la población estaba mucho más sana genéticamente. Allí fue donde comenzamos a capturar ejemplares para montar todo el programa que ahora mismo engloba 2 países y 3 comunidades autónomas”, subraya Miguel Ángel Simón. Tal es la importancia de esta zona para la especie que, en ella, puede haber en torno a 180 ejemplares. Asimismo, en la provincia hay otra región donde este felino moteado encuentra un hábitat natural idóneo para su desarrollo. Esta es el valle del río Guarrizas, una zona que hay entre Santa Elena, La Carolina, Vilches, Arquillos y Aldeaquemada. “Esta se seleccionó como área de reintroducción porque había un hábitat muy bueno y densidad de conejo. Allí empezamos en 2010 y, en 2018, podríamos contabilizar unos 100 linces”, añade el director de Iberlince. De esta forma, en la provincia jiennense pueden encontrarse hasta unos 300 ejemplares y Simón aclara: “En todo el mundo puede haber en torno a 650 linces y la mitad están en Jaén. Ahí se ve la importancia de esta tierra”.

Desde que el proyecto Iberlince se activó en la comunidad, el aumento de linces es más que considerable. Tanto es así que, en 2002, en Andalucía había 94 linces (54 en Andújar y 40 en Doñana) y ahora, solo en Jaén, puede haber unos 300. Sin embargo, sigue habiendo problemas que amenazan a la conservación de este felino. El principal al que se enfrenta —el lince en general y las crías en particular— es que, a consecuencia de estar altamente especializados en comer conejo de monte, se ven muy afectados por las dos enfermedades víricas, que repercutieron gravemente en el número de estos roedores. La mixomatosis y la enfermedad hemorrágica del conejo (EHV) “producen una gran mortandad y esto hace que los linces no tengan comida y, sin alimento, ni hay reproducción ni los cachorros son capaces de salir adelante porque no tienen el físico adecuado”. El director de Iberlince recuerda que, cuando la EHV mutó en 2012, el número de cachorros de lince descendió de una manera drástica: De una media de 50 cachorros en la Sierra de Andújar, la cifra cayó a solo 13. “Sin comida no hay reproducción, porque si uno no come no se entretiene en pensar en otras cosas”, bromea.

El segundo problema que más preocupaba (en pasado) al equipo de Iberlince era el furtivismo (disparos, colocación de lazos, cepos...). Miguel Ángel Simón comenta que, al principio, tenían muchos más problemas que ahora. “Creo que es gracias a toda la concienciación que se ha hecho y a la ayuda de la Federación de Caza, que estuvo trabajando desde el primer momento con nosotros en el proyecto de conservación”, declara. Así, indica que desde dicha federación se explicó a los cazadores el interés y la importancia de la conservación del lince y, tras mucho trabajo conjunto, Simón asegura que, en comparación con los primeros años, ahora mismo, “el furtivismo está estable”. Aún así, apunta que, aunque seguirán produciéndose casos, el futuro de la especie está asegurado, ya que los nacimientos superan las muertes.

lunes, 14 de enero de 2019

Los ayuntamientos ya pueden iniciar los planes de empleo, a los que la Junta destina 24,14 millones


  Los ayuntamientos de la provincia ya pueden iniciar la tercera edición de los planes de empleo, de las llamadas Iniciativas de Cooperación Local, a las que la Junta destina un total de 24,14 millones de euros, que supone una subida del 15,71 por ciento con respecto a la anterior edición, y que servirán para generar 2.596 nuevos contratos.  
   Así lo ha reseñado la delegada territorial de Conocimiento y Empleo, María Paz del Moral, que ha detallado que todos los ayuntamientos disponen ya de la resolución que acredita que son beneficiarios de estas Iniciativas de Cooperación Local, y por tanto pueden iniciar ya el programa en sus municipios. 

  La delegada ha incidido en "la importante meta de esta iniciativa: la del empleo, un empleo de calidad que se traduzca en más avance para la provincia, para todas las personas". Así, ha añadido que "estos planes de empleo apuestan por mejorar la empleabilidad de las personas desempleadas, con especial énfasis en colectivos más desfavorecidos, para avanzar en la inserción laboral".

  Del Moral ha recordado que este programa de la Junta lo ejecutan los ayuntamientos, que son los que idean los proyectos -que son obras y servicios de interés social- y los que realizan las contrataciones. 

  Entre las novedades de esta edición, la delegada ha reseñado que se ha incluido una línea específica destinadas a mayores de 45 años, con especial atención a los de más de 55; a la vez que se ha añadido otra línea para la contratación específica de personal técnico de inserción que permitirá reforzar, con orientación laboral y tutorización, la mejora del nivel de empleabilidad de los participantes en los proyectos. 

  Así, esta edición destinará 8,85 millones en la provincia para el Emple@Joven -para la contratación de desempleados de entre 18 y 29 años-; 4,8 millones para el Emple@30+ -para contratar a desempleados de entre 30 y 41 años de edad-, el apartado de mayores de 45 años cuenta con una asignación de nueve millones de euros; mientras que para técnicos de inserción hay una partida de 1,43 millones. 

  Otra novedad relevante es que se ha aumentado un diez por ciento más para aquellos municipios con las tasas de paro más elevadas. En Jaén hay cinco casos: Andújar (con 2,2 millones de euros), Bailén (1,1 millones), La Carolina (1,07 millones), Linares (3,3 millones) y Santa Elena (88.400 euros).

   En la anterior convocatoria se permitían contratos trimestrales en alguna modalidad. Ahora, todos los contratos tienen que tener una duración mínima de seis meses. Los ayuntamientos cuentan con ayudas de entre 1.300 y 1.700 euros mensuales brutos por contrato bajo la modalidad de obras y servicios, y dependiendo del grupo de cotización. 

REQUISITOS 
  En el caso de los jóvenes menores de 30 años, además de encontrarse en situación de desempleo, otro requisito es figurar en el registro del Sistema Nacional de Garantía Juvenil, mientras que a los mayores de 45 años se les exige ser desempleado de larga duración -estar inscrito en el Servicio Andaluz de Empleo como demandante no ocupado durante 180 días en los últimos nueve meses-. 

  Se dará prioridad en las contrataciones a aquellos que residan en el municipio donde se desarrolle el proyecto, y dentro de este grupo se primará a los beneficiarios de la renta Mínima de Inserción Social; posteriormente a los desempleados que hayan agotado la prestación por desempleo de nivel contributivo o asistencial en los últimos doce meses; o los desempleados de larga duración -inscritos como demandantes de empleo en el SAE durante 360 días en los últimos 18 meses, o 180 días en los últimos nueve meses si es mayor de 45 años o están inscritos en el régimen agrario especial- . 

  En cuanto a los técnicos, los requisitos para la contratación son los de contar con una titulación universitaria en Ciencias Humanas y Sociales, y tener seis meses de experiencia como orientadores laborales o formación en cursos de un mínimo de 50 horas en materia de orientación profesional para la inserción impartida por organismos oficiales o centros homologados.

domingo, 13 de enero de 2019

19 municipios jienenses cuentan ya con menos de mil habitantes


   Son tres municipios más que en 2016 los que se quedan por debajo de los mil habitantes, lo que muestra el rostro de la despoblación en la provincia
 Un total de 19 municipios de los 97 que conforman la provincia de Jaén cuentan ya con menos de mil habitantes según las cifras oficiales del padrón correspondientes al 1 de enero de 2018 facilitadas desde el Instituto Nacional de Estadística (INE). Son tres municipios más que en 2016 los que se quedan por debajo de los mil habitantes, lo que muestra el rostro de la despoblación en la provincia.

   Los tres nuevos municipios jienenses que se suman a aquellos con menor población son Chiclana de Segura (962 habitantes); Iznatoraf (995); y Villardompardo (966). El municipio con menor población sigue de la provincia de Jaén sigue siendo Hinojares, que cuenta con 335 habitantes empadronados a 1 de enero de 2018, uno más que en 2017. Este dato supone para Hinojares una densidad demográfica de poco más de ocho habitantes por kilómetro cuadrado.

   El alcalde de Hinojares, Maron Martínez (PSOE), está convencido que los datos de población darán un vuelco el próximo año cuando se conozcan los datos a 1 de enero de 2019. Según su información, Hinojares es el municipio con menos población de la provincia pero según sus cuentas «ya vamos por 417 o 418 vecinos empadronados».

   Martínez ha indicado que son muchos los nacidos en Hinojares que emigraron en su día y ahora vuelven al municipio tras su jubilación. Él mismo tras vivir 22 años en Suiza decidió regresar con su mujer y sus hijas hace algo más de una década y «aquí sigo, encantado de la vida porque sobre todo he ganado en salud».

   Además, este municipio de la comarca de Cazorla cuenta con nuevos vecinos extranjeros. Casi un centenar de británicos, canadienses, e incluso australianos, entre otros, han encontrado un sitio en Hinojares donde adquirir una vivienda para arreglarla y comenzar una nueva vida «sana y alejada del ruido».

   Desde su llegada a la Alcaldía en 2015, Martínez ha impulsado la puesta en marcha del chegue bebé de 500 euros para gastar en la farmacia del pueblo. También sufraga el 50 por ciento de los billetes de aquellos vecinos que trabajan en Menorca durante parte del año, todo con la condición de que se mantengan empadronados.

   De esta forma, este pequeño municipio tiene la ventaja de que todos los vecinos se conocen. Los enfrentamientos políticos no existen en un municipio donde el PSOE gobierna con cuatro concejales y otros tres tiene el PP. «Aquí vamos todos a una», ha señalado el alcalde que presume de no tener deudas en el Ayuntamiento y de estar al día porque «aquí no debemos nada a nadie».

   Los municipios jienenses con menos de mil habitantes suman un total de 18.258 habitantes en una provincia como Jaén que en 2018 ha contado con 638.099 habitantes, lo que supone 5.385 personas menos que en 2017. Esta realidad de pérdida de población ha llevado a la Diputación de Jaén La Diputación ha crear un grupo de trabajo sobre este tema presidido por el presidente de la Administración Provincial, Francisco Reyes, e integrado por diez alcaldes y alcaldesas de la provincia.

   Este grupo de trabajo se encargará de analizar, estudiar y elaborar iniciativas dirigidas a afrontar el reto demográfico que se abordarán en el Consejo de Alcaldes y Alcaldesas, órgano en el que se aprobó por unanimidad la puesta en marcha de este grupo. Además, desde la Diputación se van a estudiar qué proyectos van a presentar a la convocatoria que el Gobierno de España ha puesto en marcha para luchar contra despoblación, una convocatoria que ha sido la primera en esta materia y que está dotada con 80 millones de euros.

   Los 19 municipios jiennenses con menos de mil habitantes son Aldeaquemada (501); Benatae (457); Carboneros (606); Cazalilla (829); Escañuela (949); Espeluy (643); Génave (614); Higuera de Calatrava (616); Hinojares (335); Hornos (620); Larva (482); Lupión (852); Santa Elena (913); Santiago de Calatrava (697); Torres de Albanchez (804); Villarrodrigo (416); Chiclana de Segura (962); Iznatoraf (995); y Villardompardo (966).

jueves, 10 de enero de 2019

La Junta destina 3,35 millones de euros a la tercera edición de los planes de empleo de Linares


   La Junta de Andalucía ha destinado a la tercera edición de los planes de empleo de Linares (Jaén) 3,35 millones de euros, que suponen una subida de un 68 por ciento con respecto a la anterior edición, cuyo presupuesto en números absolutos fue de casi dos millones de euros.
   
   La Junta de Andalucía ha destinado a la tercera edición de los planes de empleo de Linares (Jaén) 3,35 millones de euros, que suponen una subida de un 68 por ciento con respecto a la anterior edición, cuyo presupuesto en números absolutos fue de casi dos millones de euros.

   Así lo ha subrayado la delegada territorial de Conocimiento y Empleo, María Paz del Moral, que ha recordado que el Consejo de Gobierno autorizó esta ayuda el 26 de diciembre, que permitirá la contratación de 376 personas desempleadas en la localidad de Linares. Del Moral ha reseñado que "esta importante cuantía refleja el férreo compromiso del Gobierno andaluz con Linares, que en las tres ediciones de estos planes de empleo sumará un total de 7,3 millones y más de un millar de contrataciones".

   Del Moral ha añadido que la edición que se va a desarrollar este año 2019 de los planes de empleo, denominados Iniciativas de Cooperación Local, permiten la contratación de personas desempleadas para proyectos de obras y servicios que revierten en beneficio de toda la ciudadanía, puesto que van dirigidos a todos los ayuntamientos de la provincia, a los 97, por un periodo de seis meses.

   La delegada ha recalcado que son los ayuntamientos los que gestionan el programa. "La Junta no gestiona, la Junta concede los planes de empleo y es cada Ayuntamiento el que define los proyectos y las ocupaciones que necesita". El Servicio Andaluz de Empleo (SAE) sí delimita partidas para desempleados menores de entre 18 y 29 años; de entre 30 y 44, y de 45 o más de larga duración, con especial cobertura a mayores de 55 años.

   A su vez, la delegada ha recordado que esta edición incorpora novedades como la contratación de personal técnico, a la vez que ha incrementado las partidas para 84 municipios andaluces con índices de desempleo superiores al 19 por ciento, núcleos que la Junta entiende "merecen un esfuerzo adicional". Y en la provincia es el caso de Linares, junto con Andújar, Bailén, La Carolina y Santa Elena.

   El SAE comunicó la concesión de la subvención el 28 de diciembre pasado al Ayuntamiento de Linares, que dispone de dos meses para comenzar a ejecutar los proyectos. Así, el Consistorio presenta ante la oficina del SAE de Linares las ofertas de empleo, y el SAE le envía tres candidatos por cada puesto ofertado. Es el Ayuntamiento el que selecciona a las personas que serán contratadas.

   La delegada ha señalado que las personas desempleadas en Linares conocen perfectamente cómo es el procedimiento puesto que "ya es la tercera convocatoria de este programa", al tiempo que ha insistido en que es "incierto" que los proyectos se vayan a hacer públicos cuando antes tenían un carácter reservado puesto que "la mayor parte de los ayuntamientos de la provincia han hecho públicos sus proyectos hace varios meses".

miércoles, 9 de enero de 2019

La Carolina celebra el 40 aniversario de los ayuntamientos democráticos


    Municipios de la Comarca Norte estuvieron representados en el acto promovido por la Diputación de Jaén   
    El Centro de Servicios Sociales Comunitarios de La Carolina ha acogido la celebración del acto conmemorativo de los 40 años de gobiernos democráticos, una iniciativa con la que la Diputación Provincial, en colaboración con el Ayuntamiento del municipio, pretenden poner en valor una efeméride que resalta la importancia de la política local en el desarrollo de un territorio. El acto estuvo presidido por la alcaldesa, Yolanda Reche, y la diputada provincial de Igualdad y Bienestar Social, María Eugenia Valdivielso. Ambas reseñaron la labor de los ayuntamientos en el desarrollo de políticas de carácter social. En este sentido, Reche afirmó: “Los ayuntamientos conformamos la Administración más cercana al ciudadano, la que mejor conoce sus necesidades y requerimientos. Nos convertimos en la puerta de entrada a cualquier recurso público. En definitiva, nuestra razón de ser no es otra que la de mejorar la vida de nuestros vecinos”.

   De la misma manera, expuso y explicó a los asistentes diferentes programas sociales que cuentan con apoyo de otras administraciones, como la Diputación o la Junta de Andalucía. Entre ello, destacó el proyecto de formación en igualdad de los centros educativos, que llega a más de 800 alumnos, el de absentismo escolar, “Ciudad ante las drogas” o los programas de emergencia social, que ayudan a pagar facturas a familias sin recursos. La alcaldesa puso el acento en la importancia de las políticas de igualdad y la atención a las víctimas de violencia machista en un momento en el que otras formaciones políticas ponen en duda su valor.

   Después, tuvo lugar la mesa redonda “Cuál es su valoración del papel de los Ayuntamientos democráticos en el desarrollo de las políticas sociales en su municipio: cambios sociales que se han producido en su municipio, programas más satisfactorios y posibles mejoras”, en la que participaron Bartolomé Guijo Torrico, alcalde de Vilches, y Juan Caminero Bernal, alcalde de Santa Elena. Cada uno detalló su experiencia de gobierno.

lunes, 7 de enero de 2019

Seis municipios jienenses pierden concejales para las elecciones de dentro de cuatro meses


   Otros 15 están cerca ante el descenso general de población en la provincia, a diferencia de La Guardia que está a 35 habitantes de ganar dos ediles 
   
   La provincia jienense sigue perdiendo población y, por tanto, también representantes de los ciudadanos en las instituciones. En el caso de las elecciones locales del próximo mes de mayo, seis son esta vez los municipios que elegirán menos concejales que hace cuatro años: Chiclana de Segura, La Iruela, Iznatoraf, Noalejo, Santa Elena y Villardompardo. Noalejo baja de los 2.000 habitantes empadronados y, en consecuencia, tendrá 9 y no 11 concejales en el próximo mandato municipal, mientras que los cinco pueblos restantes pierden los mil habitantes y cada uno tendrá 7 concejales.

   Por tanto, la provincia perderá 12 concejales, ya que tampoco ninguno de los pocos municipios que ha incrementado su población en este cuatrienio lo hace de forma suficiente. El que más sube y queda más cerca es La Guardia, que pasa de 4.747 a 4.965 habitantes, a tan solo 35 de alcanzar los 5.000 y pasar de tramo. Algo que puede ocurrir dentro de cuatro años, pasando su corporación de los 11 concejales que tiene ahora mismo a 13.

   En los anteriores comicios, la provincia perdió 14 concejales pues fueron siete los municipios que bajaron de un tramo a otro: Campillo de Arenas, Cabra del Santo Cristo, Canena, Orcera, Segura de la Sierra, Navas de San Juan y Poco Alcón.

   Estos son los datos de la revisión del padrón municipal, hechos públicos la semana pasada y correspondientes a enero de 2018 -los últimos oficiales- , comparados con los datos del padrón de enero de 2014, los últimos antes de las elecciones de mayo de 2015. No obstante, como señala el INE, son datos provisionales, si bien suele haber pocos cambios, y será en los próximos meses cuando el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas publique en el BOP el censo electoral definitivo de cada municipio.

Por tramos

   Además de las seis localidades que verán reducida su corporación municipal dentro de cuatro meses, otras 15 están más o menos cerca de hacerlo, de continuar la pérdida generalizada de población en la provincia. Es el caso, sobre todo, de Albanchez de Mágina, con 1.027 personas empadronadas en la última revisión. Algo más lejos quedan Alcalá la Real, 21.708 habitantes, pues si baja de los 20.000 perdería cuatro concejales, pasando de 21 a 17; los mismos que Alcaudete (10.558) y Villacarrillo (10.795), que de bajar de los 10.000 pasaría de 17 a 13 ediles; Beas de Segura (5.191), Peal de Becerro (5.277) y Quesada (5.303) que de quedar por debajo los 5.000 perdería dos y elegiría a 11 en lugar de los 13 actuales; Jabalquinto (2.070), Puente de Génave (2.179), Santo Tomé (2.154) y Siles (2.262) también perderían dos de bajar de la barrera de los 2.000 habitantes, pasando de 11 a 9 ediles; Sorihuela del Guadalimar (1.124), que de bajar de los 1.000 elegiría a siete, e Hinojares, con 335 empadronados, que de bajar de los 250 solo tendría cinco concejales.

Área Metropolitana

   La capital jienense ha perdido en este último cuatrienio cerca de 2.500 habitantes, pasando de 115.837 a 113.457, aunque lejos de la barrera de los 100.000 empadronados, que le haría bajar de los 27 a los 25 concejales. Su área metropolitana tampoco se libra del todo de este descenso. Torredonjimeno, Torredonjimeno o Los Villares también perdieron población respecto a 2017, aunque el municipio villariego subió en 44 habitantes respecto a las anteriores elecciones.

   Mancha Real, por su parte, subió en el último año, pasando de 11.265 vecinos empadronados a 11.322, aunque en el cómputo del cuatrienio se mantuvo igual (perdió solo dos); mientras que La Guardia de Jaén es el que más sube, 4.965 habitantes frente a los 4.747 de hace cuatro años.