sábado, 22 de julio de 2017

MEDIO AMBIENTE TRABAJA PARA RECUPERAR EL SENDERO DE CASTAÑA DE VALDAZORES EN DESPEÑAPERROS

   La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio está trabajando en la recuperación del sendero ´El Castañar de Valdeazores´, señalizado de uso público en el Parque Natural de Despeñaperros en el marco de las actuaciones contempladas por el Proyecto de prevención de afecciones de uso público en la provincia de Jaén (2016-2018), con el fin de proteger y mantener este espacio natural protegido para uso y disfrute de los visitantes de una forma sostenible y respetuosa con el Parque. Así lo ha puesto de manifiesto el delegado territorial, Juan Eugenio Ortega, quien ha explicado que con este sendero, que tiene su punto de inicio en la curva del barranco de Valdeazores de la antigua N-IV, se culmina una red de itinerarios diseñada para ofrecer a los visitantes del Parque Natural Despeñaperros un amplio abanico de posibilidades con el que poder adentrarse en este espacio natural apoyándose en la antigua carretera.

   Las obras, cofinanciadas por la UE mediante fondos FEADER, las está ejecutando la Agencia de Medio Ambiente y Agua con una inversión que supera los 50.000 euros. Contemplan la adecuación de cruces, escalones en las zonas con más pendiente y barandilla en los desniveles. Además todo el recorrido quedará convenientemente señalizado.  Junto con el sendero ´Barranco de Valdeazores´y el del ´Barranco de la Niebla´, abierto este último en 2016, el nuevo sendero permitirá adentrarse en una de las zonas más atractivas del Parque Natural de Despeñaperros, posibilitando la libre elección del recorrido por parte de los senderistas que frecuentan este parque y que, según el delegado, “cada vez son más numerosos”.

   El sendero ´Castañar de Valdeazores´ termina en la pista de Las Correderas, punto de inflexión del sendero ´Barranco de Valdeazores´, desde donde el visitante podrá continuar hasta el ´Mirador del Collado de la Aviación´, “que también será objeto de acondicionamiento en el marco de este proyecto y desde donde existen unas indescriptibles vistas del Monumento Natural de Los Órganos”, ha añadido el delegado. Las obras de ambos equipamientos continuarán a lo largo del segundo semestre de este año y, tan pronto como estén finalizadas, se comunicará su apertura a través de la página Ventana del Visitante de los Espacios Naturales Protegidos de Andalucía.

´Un auténtico Paraíso botánico´

Encajonado por el fondo del barranco del arroyo de Valdeazores, el sendero ´El Castañar de Valdeazores´ conduce entre fresnos y alisos hasta unos hermosos ejemplares de castaños. Remontándose aguas arriba destacan las espectaculares tonalidades que la umbría darroja en ciertas estaciones del año, gracias a especies como el quejigo, el melojo, el mostajo o el peral silvestre. El biólogo y químico Pío Font Quer, destacado como uno de los nombres más importantes de la ciencia botánica española de mediados del siglo XX, definió este paraje como “un auténtico paraíso botánico”.

martes, 11 de julio de 2017

Hallado muerto otro lince en la A-4, en Santa Elena


Un lince ha sido encontrado sin vida en la carretera A-4 a la altura de Santa Elena, en lo que supone el quinto caso de muerte de ejemplares de esta especie por atropello en las carreteras andaluzas en 2017.
   Según los datos del programa LIFE+Iberlince, consultados por Europa Press, hace unos días los técnicos del proyecto recibieron el aviso de que había sido encontrado un lince atropellado en el punto kilométrico 260, en concreto, se trataba de un cachorro de lince hembra sin radiomarcar. 
   El cadáver fue traslado de inmediato a Centro de Análisis y Diagnóstico de la Fauna Silvestre de la Junta de Andalucía (CAD) donde se le practicará una necropsia completa. 
   Desde Iberlince insisten en la importancia de dar aviso al 112 ante el hallazgo de un lince muerto, lo cual permite activar el protocolo de levantamiento de cadáver de forma temprana, esencial para obtener la máxima información posible sobre la causa de la muerte. 
   El primer caso de muerte de un lince por atropello de 2017 tuvo lugar a principios de enero en la carretera A-421, dentro del término municipal de Adamuz (Córdoba), mientras que pocos días después apareció muerto otro ejemplar en el punto kilométrico 65 de la N-420, tramo entre Montoro y Cardeña (Córdoba). 
   Por su parte, otro lince atropellado fue localizado a principios de abril en la carretera A-301, en la comarca de Guarrizas, mientras que a mediados del mismo mes apareció en el punto kilométrico 302 de la carretera A-4, en un tramo localizado entre Andújar y Bailén, el cadáver de un cuarto lince muerto.